Envíos 24 horas
Home / De todo un poco / Cuántos tipos de seguro de coche existen y cuáles son los más recomendables: Prestaciones.

Cuántos tipos de seguro de coche existen y cuáles son los más recomendables: Prestaciones.

No todos los seguros de coche son iguales ni todos los vehículos necesitan las mismas coberturas para tener lo que entendemos como una buena prestación y seguridad, todo ello siempre manteniendo una buena relación calidad-precio. Así que si te acabas de comprar un coche y quieres saber el tipo de seguro que necesitas y las prestaciones que te ofrecen, toma nota.

Para encontrar el mejor seguro de coche lo que tendrás que hacer es comparar las diferentes ofertas que ofrecen las aseguradoras y ver todo lo que incluyen para posteriormente no llevarse una desagradable sorpresa. Para ello lo mejor será estudiar de forma pormenorizada el tipo de póliza contratada y preguntar cualquier duda que pueda surgir.

Tipos de seguros

Si atendemos a los tipos de seguros que existen encontramos en primer lugar el conocido como seguro a terceros. Se trata del tipo de póliza más sencilla y básica que podemos encontrar en el mercado y que, como indica su nombre, consiste en el seguro mínimo que por ley tiene que tener todo coche para poder circular. También se conoce como seguro básico.

¿Qué incluye este tipo de seguros?

Estos seguros siempre deben incluir el seguro de responsabilidad civil que se exige para circular, con esta cobertura se cubren los daños materiales y personales que el coche asegurado pueda causar a terceros aunque uno de los grandes inconvenientes que presentaría es que tanto el coche asegurado como el propio conductor quedarían fuera de la protección del seguro obligatorio.

Lo que sí suele incluir este tipo de seguro es una extensión de la responsabilidad civil que se conoce como responsabilidad civil suplementaria.

Además en el caso de que tengas un remolque debes saber que la responsabilidad civil tanto en remolques como en caravanas así como para los objetos transportados en el vehículo, también suele estar incluida en un seguro a terceros. También lo están con la defensa jurídica, la reclamación de daños y la asistencia en viajes.

Novedades de los seguros a terceros

seguro-cocheEn los seguros a terceros se están implementando novedades significativas como el seguro del conductor que empieza también a incorporarse en estas pólizas. No obstante, no siempre es así, por lo que es importante que tengas en cuenta este detalle al comparar y elegir el seguro.

Por último, completa las coberturas de las que se disfruta con un seguro a terceros la posibilidad de ofrecer la reclamación al Consorcio de Compensación de Seguros por daños al vehículo asegurado y/ o personales, a consecuencia de determinadas catástrofes naturales, terrorismo o actuaciones en tiempos de paz de las Fuerzas Armadas y los Cuerpos de Seguridad del Estado.

Seguros a terceros ampliados

Se trata de un tipo de pólizas algo menos básica, pero no tan completa como los seguros a todo riesgo.
Aquí ya se pueden encontrar un amplio conjunto de coberturas que podrás seleccionar tanto de manera independiente como a través de paquetes.

En este tipo de seguros se ofrecen diferentes coberturas como de la rotura total o parcial de lunas o parabrisas, el seguro por incendio o la reparación de los daños que sufra el coche o incluso si atropella a algún animal.

Por ejemplo una de las novedades en este tipo de seguros es que incluyen el riesgo de incendio, algo que no es muy probable pero que siempre puede suceder por un fallo eléctrico o por vandalismo callejero, y la consecuencia más común es la destrucción del vehículo por completo.

Si vamos ya a una póliza de terceros más completas decir que ofrecen al conductor servicios y asistencias más específicas como la responsabilidad civil del tomador y conductor declarado como ciclista, la responsabilidad civil del hijo menor de edad conduciendo sin carné, la limpieza del vehículo por traslado de heridos o los intereses y gastos del préstamo para la reparación del vehículo, la defensa en multas de tráfico, subsidio por privación del permiso de conducir y robo del vehículo.

En cualquier caso debemos tener claro que el seguro de responsabilidad civil no cubre los daños derivados de un conductor bajo los efectos del alcohol, algo que se verá claramente especificado en las excepciones de la póliza que firmemos.

¿Cuándo se recomienda?

Los seguros a terceros con coberturas ampliadas son muy recomendables en los casos en los que el conductor quiera completar su protección y la de su vehículo en función de su uso, prioridades y necesidades. Todo ello le permitirá no tener que renunciar a ninguna prestación esencial, aunque elijas una póliza a terceros.

Seguro a “Todo Riesgo”. Este tipo de seguro es uno de los más comunes y, por supuesto, completos. Se trata de una cobertura que incluye la cobertura hacia los daños citados en las dos pólizas anteriores, además de incorporar los “daños propios”.

Es decir la ventaja de este tipo de seguro es que cubre tanto la cobertura de los daños producidos en nuestro propio vehículo como de los que hayamos podido ser los culpables. De este modo, este seguro puede cubrir daños menores en el coche como ralladuras o golpes de chapa, hasta el supuesto más grave o siniestro total del vehículo.

Como te puedes imaginar, el seguro a todo riesgo es el más caro de todos, puesto que cubre todos los riesgos que pueden incluir las demás pólizas, por lo que hay que ver la rentabilidad de este tipo de seguros dependiendo del uso que le demos a nuestro vehículo. Pero es un tipo de seguro pensado para aquellos que les gusta llevar su coche impecable en todo momento, ya que la aseguradora se encargará de reparar cualquier desperfecto en tu vehículo.

Hay una serie de coberturas que irán en función de la aseguradora. Por ese motivo podemos tener protecciones más completas todavía con prestaciones que van desde el subsidio por la privación del permiso de conducir, o responsabilidad civil por remolques y caravanas y defensa en multas de tráfico, entre otras opciones.

Seguro a todo riesgo con franquicia

En cuanto a la modalidad de seguro a todo riesgo con franquicia, cabe decir que es muy similar al anterior, pero con la diferencia en el método de pago. Se conoce bajo el nombre de franquicia al importe que paga el asegurado en caso de siniestro del que sea culpable, hasta la cantidad establecida como franquicia pero resto del pago sí que correrá a cargo de la compañía aseguradora.

¿Cuándo es útil este tipo de seguros?

El seguro a todo riesgo con franquicia será útil para aquellas personas que no le dan importancia a esos pequeños roces del coche pero sí quieren tener cierta tranquilidad con el seguro de su coche, puesto que cubrirá los daños importantes que le puedan afectar. Una de las grandes ventajas de este seguro es que se trata de una buena opción algo más económica que el todo riesgo y con más coberturas que el terceros ampliado.

Acerca de Lorena Gonzalez

Soy una Joven blogger apasionada de las redes sociales. Me encanta escribir sobre todo tipo de temas y en especial de automoción

Esto te puede interesar

¿Cuánto cuesta cambiar un airbag?

La bolsa de aire (en inglés, airbag), conocido también con las siglas SRS (Suplementary Restraint System o Sistema de Seguridad Suplementario) es …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CLOSE
CLOSE
Simple Share Buttons